Comer bien forma parte de nuestra identidad porque la gastronomía española nos brinda una buena cantidad de sabores, texturas y aromas a los que muy pocos se pueden resistir. La cocina gallega es una de las más reconocidas dentro y fuera de nuestras fronteras, uno de los secretos de su éxito es la calidad y frescura de las materias primas de sus platos, algo que todos hemos podido comprobar alguna vez con sus pescados y mariscos.